‘No venga a burlarse de nuestro dolor’ Duque: Sesgando cifras

‘No venga a burlarse de nuestro dolor’ Duque: Sesgando cifras

En este resumen noticioso Google. Edición wiltonrizzo@hotmail.com Ecosolidario15 Años, entregamos las notas de los medios y a su vez descripciones de lo que es una masacre, un genocidio y que no existe como figura jurídica el componente Homicidios colectivos. Pretende el presidente desconocer la realidad, segar cifras y tratar de enredar a la opinión pública con terminologías rebuscadas para sacar el pecho de la realidad que vive esta Colombia en tiempos de su feudalismo democrático. Foto F.24 Captura de pantalla.

Desde la Mesa Nacional de Víctimas calificaron como “absurdas” las declaraciones del mandatario.

Una nueva polémica se le generó al presidente Iván Duque después de pedir precisión con el término de masacres, indicando que son homicidios colectivos, pero además asegurando que en Colombia no regresaron o aumentaron estos crímenes, sino que nunca se fueron del panorama nacional.

Sobre este pronunciamiento reaccionó Álvaro Caicedo, papá de uno de los menores asesinados en la masacre de Llano Verde, en la sultana del Valle.

“Esto fue una masacre, esto no fue homicidio colectivo, fue una masacre que cometieron con nuestros hijos, que vengan a colaborarnos para que haya verdad y justicia”, dijo.

El hombre que rechazó el término de “homicidios colectivos”, (no existe como definición jurídica)* dijo: el presidente Duque“Debería de ponerle el pecho como tiene que ser, que no vengan a burlarse de nuestro dolor”.

Convierta a BLU Radio en su fuente de noticias

Mientras esas familias siguen exigiendo justicia, desde la Mesa Nacional de Víctimas calificaron como “absurdas” las declaraciones del mandatario y afirmaron que cuando ese tipo de análisis salen a flote, se evidencia la responsabilidad del Estado en esos crímenes por acción u omisión.

“O realmente no sabe en dónde esta ubicado o no entiende nada del conflicto que esta pasando en este país. Sería muy bueno que todo el Centro Democrático y su bancada estudien lo que pasa en el país, todo el contexto político porque solo dicen barbaridades que ni el más ignorante entiende”, dijo Rosario Montoya, integrante de la Mesa Nacional de Víctimas.

Además, agregó que “las masacres si bien es cierto no se acabaron de un todo, sí disminuyeron y trajeron un poco de calma en este país, pero realmente están volviendo las masacres como si estuvieran regresando la misma estrategia del pasado”.

Pero esta no fue la única controversia en la que estuvo el presidente Duque en medio de la alteración de orden público que vivió el país, porque una lluvia de críticas también cayó sobre el mandatario cuando comparó las masacres ocurridas en dos años de su gobierno con los 8 años de su antecesor.

Según Wikipedia

Masacre es un término utilizado para referirse a un tipo de asesinato, habitualmente de varias personas, caracterizado por la indefensión de las víctimas. La expresión es de origen francés (massacre) y es definida por el diccionario de la Real Academia Española como “matanza de personas, por lo general indefensas, producida por ataque armado o causa parecida”. Por su parte, el Diccionario de uso del español de María Moliner, define la palabra como “matanza salvaje de personas”.

Aunque el término masacre es impreciso en sus alcances, suele aplicarse a situaciones en las que existe una gran desigualdad de poder entre víctimas y victimarios, y los asesinatos se presentan como crueles, alevosos e innecesarios. Un sinónimo inglés de la expresión es butchery, es decir “carnicería”. El sacerdote brasileño Leonardo Boff relaciona la masacre con la cobardía.1​ Pese a su cercanía conceptual, por regla general, los bombardeos de objetivos civiles y los atentados terroristas, no suelen ser calificados como masacres.

La masacre aparece en la antigüedad como un derecho del monarca, “porque el monarca construye su poder a partir de eso”.2​ El investigador argentino José Emilio Burucúa, ha señalado que las masacres de la historia registran como elemento común la oscuridad de las causas que llevan a su producción: en las masacres “puede hablarse de detonantes, pero no de causas”.2Heródoto, a su vez, decía que la masacre rompe con el tejido de las causas y los efectos.2

La masacre no constituye un delito penal tipificado como tal, ni en el derecho penal interno de muchos países, ni en el derecho penal internacional.34​ Sin embargo es de práctica mundialmente generalizada denominar así a una gran variedad de asesinatos particularmente violentos, como la masacre de las Fosas Ardeatinas durante la Segunda Guerra Mundial en Italia, la masacre militar de Santa María de Iquique en Chile, la masacre de las bananeras en Colombia, la masacre de San Patricio durante el terrorismo de Estado en Argentina, o la masacre de la Escuela Secundaria de Columbine cometida por dos estudiantes en los Estados Unidos.

El concepto de “masacre” ha cobrado relevancia en los denominados genocide studies (estudios sobre genocidio), que se han extendido a partir de la sanción de la Convención para la Prevención y la Sanción del Delito de Genocidio, por las Naciones Unidas, en 1948. Las investigaciones sobre genocidio y violación de derechos humanos se han concentrado en partir del hecho mismo de la masacre, para preguntarse “en qué circunstancias y bajo qué condiciones una masacre o una serie de masacres pueden convertirse en un genocidio”.5​ En ese análisis, el psicólogo Israel Charny, llega a considerar que toda masacre es un genocidio, incluidos accidentes que están originados en un gran desprecio por la vida humana, como el de Chernóbil.5

La masacre se relaciona con otras situaciones de contenido similar como el asesinato masivo, el homicidio con alevosía y el genocidio.

Delito de Genocidio.45

Se entenderá por “genocidio” cualquiera de los actos mencionados a continuación, perpetrados con la intención de destruir total o parcialmente a un grupo nacional, étnico, racial o religioso como tal:

  1. A) Matanza de miembros del grupo;
  2. B) Lesión grave a la integridad física o mental de los miembros del grupo;
  3. C) Sometimiento intencional del grupo a condiciones de existencia que hayan de acarrear su destrucción física, total o parcial;
  4. D) Medidas destinadas a impedir nacimientos en el seno del grupo;
  5. E) Traslado por la fuerza de niños del grupo a otro grupo.

En el lenguaje común, sin embargo, el término tiene un significado diferente, tal como viene recogido por la Real Academia Española:6

Genocidio: Exterminio o eliminación sistemática de un grupo social por motivo de raza, de religión o de política.

Este segundo significado es el que mueve a muchas personas a calificar como genocidio determinadas matanzas de personas que, en realidad, no se ajustan al tipo penal del delito de genocidio definido internacionalmente.7

Definición jurídica

La invención del término y su primera definición jurídica fue obra del jurista judeo-polaco Raphael Lemkin, quien desde su llegada a Estados Unidos en 1939 huyendo de la persecución nazi, emprendió una acción decidida de denuncia de las atrocidades nazis —«el crimen sin nombre» como las llamó Winston Churchill8:14 que culminó con la publicación en 1944 del libro Axis Rule in Occupied Europe (‘El poder del Eje en la Europa ocupada’), obra en la que utiliza por primera vez el término genocidio.19​ Según el historiador francés Bernard Bruneteau, Lemkin veía la asunción del crimen de genocidio «como el punto de partida de un nuevo Derecho internacional».8:10

Lemkin compuso la palabra genocidio a partir de genos (término griego que significa familia, tribu, raza o pueblo) y -cidio (del latín -cidere, forma combinatoria de caedere, matar). Lemkin quería referirse con este término a las matanzas por motivos raciales, nacionales o religiosos. Sus estudios iniciales habían basado en el genocidio perpetrado por el Imperio Otomano sobre el pueblo armenio entre 1915 y 1923 y a partir de entonces dedicó su vida a conseguir que las normas internacionales definiesen y prohibiesen el «genocidio», de forma que se introdujera para los grupos el concepto de lo que el homicidio es para los individuos, el reconocimiento de su derecho a existir.10

En el libro Axis Rule in Occupied Europe, Lemkin enumeraba todas las políticas nazis dirigidas a la aniquilación de pueblos —el judío y el polaco en primer lugar- por sus características nacionales, religiosas y étnicas.

Para Lemkin, como ha destacado el profesor Bruneteau, «el genocidio iba más allá de la eliminación física en masa, que a su juicio era un caso límite y excepcional; consistía, más bien, en una multiplicidad de acciones destinadas a destruir las bases de la supervivencia de un grupo en cuanto grupo.

Era una síntesis de los diferentes actos de persecución y destrucción». Así Lemkin, proponía una acepción amplia a la noción de genocidio, que englobaba los actos que más adelante se calificarían como etnocidio. «En cierto modo, la muerte era la consecuencia, y no el medio, del fin perseguido.

En la acción genocida perpetrada por el Tercer Reich, Lemkin veía, por lo demás, la síntesis y la plenitud de todas las barbaries pasadas, tanto las que en la Antigüedad y la Edad Media pretendían destruir físicamente a algunos pueblos, como las que, en la Edad Moderna, trataban de aniquilarlos culturalmente.

La Europa nazi, continuadora de estas antiguas prácticas, jerarquizaba a los grupos con miras a su aniquilación física inmediata (los judíos y los gitanos) o a su extinción sociocultural (los eslavos).

Recordemos, pues, que Lemkin no deseaba designar un fenómeno nuevo, sino más bien estigmatizar una práctica secular de la humanidad designándola como crimen en virtud del derecho internacional»8:14-15

No son masacres, son homicidios colectivos y no volvieron, nunca se fueron: Duque

Iván Duque // Foto: Presidencia

El mandatario hizo énfasis en que detrás de algunos de estos homicidios, está el crimen organizado.

BLU Radio

Al finalizar un consejo de seguridad en Chachagüí, Nariño, el presidente Iván Duque resaltó la importancia del cuerpo élite anunciado por el ministro de Defensa, Carlos Holmes Trujillo, para dar con los responsables de las seis masacres registradas las últimas semanas, pero pidió precisión con el término, indicando que son homicidios colectivos.

El presidente agregó que no se trata del regreso o aumento de estos asesinatos, sino que nunca han dejado de estar en el panorama nacional.

Nuevamente, el presidente puso sobre la mesa la comparación de datos, asegurando que desde 1998 hasta hoy, en Colombia se han presentado 1.361 asesinatos colectivos y en dos años de su gobierno se han presentado 37, “que equivalen al 2% de los homicidios colectivos de las últimas dos décadas. Y producto de estos, se han presentado 7.458 víctimas en estos 22 años”.

Al finalizar un consejo de seguridad en Chachagüí, Nariño, el presidente Iván Duque resaltó la importancia del cuerpo élite anunciado por el ministro de Defensa, Carlos Holmes Trujillo, para dar con los responsables de las seis masacres registradas las últimas semanas, pero pidió precisión con el término, indicando que son homicidios colectivos.

El presidente agregó que no se trata del regreso o aumento de estos asesinatos, sino que nunca han dejado de estar en el panorama nacional.

“Muchas personas han dicho “volvieron las masacres, volvieron las masacres”, primero hablemos del nombre preciso, homicidios colectivos y, tristemente hay que aceptarlo como país, no es que hayan vuelto, es que no se han ido”, dijo el mandatario.

Nuevamente, el presidente puso sobre la mesa la comparación de datos, asegurando que desde 1998 hasta hoy, en Colombia se han presentado 1.361 asesinatos colectivos y en dos años de su gobierno se han presentado 37, “que equivalen al 2% de los homicidios colectivos de las últimas dos décadas. Y producto de estos, se han presentado 7.458 víctimas en estos 22 años”.

Duque hizo énfasis en que detrás de los homicidios está el crimen organizado, en algunos casos, pero en la gran mayoría los responsables son grupos terroristas como el ELN, las disidencias de las Farc: los ‘Pelusos’, los ‘Caparros’, la ‘Oliver Sinisterra’ y el Clan del Golfo.

Señaló que estos hechos derivados del narcotráfico no son gratuitos, y son producto de la expansión de los cultivos ilícitos.

“Aquí no estamos eludiendo el problema, no es que haya vuelto, es que no se ha ido. Hemos teniendo años mejores que otros sí, también hay que ponerlo en perspectiva, el 2019 fue el año con la tercera menor tasa de homicidios desde 1977 y este año llevamos una reducción de homicidios del 11%”, afirmó el presidente de la República.

Finalmente, aseguró que dio orden a la cúpula de las Fuerzas Armadas para que sean implacables con esas estructuras, “mejoremos la inteligencia y también podamos buscar protección colectiva. Tenemos que hacer mucho y no vamos a descansar”.

“La comparación de Duque sobre cifras de masacres es sesgada”: César Caballero

Por: Redacción Digital BLU Radio

El director de la encuestadora Cifras y Conceptos, César Caballero, cuestionó los resultados presentados por el presidente Duque en materia de reducción de muertes en medio de masacres.

“Se ponen unas barras lo que hace es que agrega lo que ocurrió en ocho años y lo compara con lo que sucedió en 2 años, eso es un error”, dijo César Caballero, en El Radar.

“En el trino del presidente hay un error, la comparación que está haciendo es sesgada”, afirmó.

El director de la encuestadora Cifras y Conceptos, César Caballero, cuestionó los resultados presentados por el presidente Duque en materia de reducción de muertes en medio de masacres.

“Se ponen unas barras lo que hace es que agrega lo que ocurrió en ocho años y lo compara con lo que sucedió en 2 años, eso es un error”, dijo César Caballero, en El Radar.

“En el trino del presidente hay un error, la comparación que está haciendo es sesgada”, afirmó.

Escuche aquí la entrevista completa en El Radar.

https://omny.fm/shows/el-radar/c-sar-caballero

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *