“Pacto social no significa que los pobres paguen las deudas que dejaron los ricos”

“Pacto social no significa que los pobres paguen las deudas que dejaron los ricos”

Presidente Gustavo Petro

Foto: Andrea Puentes – Presidencia de la República

• El Jefe de Estado encabezó el Diálogo Regional Vinculante, en Turbo, Antioquia, donde invitó a los habitantes de la región a tomar decisiones, construir la nueva región, y no ser simples espectadores.

• Reconoció los avances de la región en cuanto a la paz y la movilización, el debate, el acuerdo, son las herramientas para construir la visión de la paz total para la región. Así se deben extender a todo el país con los Diálogos.

• Pidió a los congresistas de todos los partidos, y que tramitan las reformas propuestas por el Gobierno del Cambio, “no quitar los recursos para la educación de los jóvenes, a los hospitales, ni para el agua potable”.

Turbo, Antioquia, 19 de octubre de 2022.

“El pacto social no significa que los pobres paguen las deudas y huecos que dejaron los ricos de Colombia”, afirmó este miércoles el Presidente de la República, Gustavo Petro, durante su intervención en los Diálogos Regionales Vinculantes, que se llevan a cabo en Turbo, Antioquia.

“El hueco (fiscal) no lo van a pagar los pobres, ni las, ni los trabajadores de Colombia; por eso estalló la sociedad colombiana hace año y medio, por eso se prendieron las hogueras en las calles y las carreteras, y los barrios se alzaron y las juventudes decidieron”, manifestó.

Reiteró que se gastó más dinero del que se generó, en decenas de billones de pesos, agrandando el hueco o el llamado déficit fiscal, y que la razón fue el que consideró mal manejo económico del país, por el anterior Gobierno.

“No, ellos no van a pagar el hueco que dejó el Presidente (Iván) Duque por su mala política económica; tiempo tuvieron los gremios económicos para decirle al Presidente Duque, “por ahí no es; no abra el hueco, no sobre-endeude al país”. Tiempo tuvieron para la corrección. No es el momento ahora, cuando queremos pagar esa deuda, con impuestos de las grandes fortunas improductivas, entonces que la pague el pueblo”, afirmó.

Reconoció que el Gobierno del Cambio va a asumir el hueco, pero aumentando “la capacidad para que este país pueda pagar sus deudas que no contrajimos nosotros, sino el pasado, sin el sacrificio de la gente más pobre ni de quienes trabajan a diario para sobrevivir”.

Advirtió que los cambios siempre son difíciles y tensionantes y que su responsabilidad consiste en sobreaguar y ondular estas mismas tensiones para que no se produzcan violencias, antidemocracias, ni autoritarismo.

“Por ahí andan diciendo en las redes sociales que el Presidente debe silenciarse porque la crisis está muy brava. Quieren un Presidente callado que deje hacer y deje pasar. No, eso no puede ser, ni hacer el Presidente de la República. El Presidente no va a hablar en Twitter, quizás, sí en la plaza pública ante su pueblo contante y sonante”, agregó.

Propuestas

El Jefe de Estado reiteró los objetivos de las reformas que el Gobierno del Cambio radicó ante el Congreso y que hacen trámite, como la tributaria, y pidió a las clases políticas tradicionales no quitarle los recursos a la educación de los jóvenes, a los hospitales y al agua potable “para que nuestros niños no mueran de sed”.

“A nuestros congresistas, hombres y mujeres, de todos los partidos les digo: tengan la seguridad de que si se aumentan los impuestos al petróleo y al carbón, no se perjudica nadie, ni siquiera los actuales contratistas del petróleo y del carbón; simplemente aprovechamos el último momento de altos precios del petróleo y del carbón para que una parte vaya a la sociedad colombiana y el niño un mera de sed, para que la persona no se muera sin atención; para que la juventud no ande enfierrada, matándose en los campos de Colombia, cuando podría entrar a la educación superior y estudiar medicina y ser científicos y artistas”, señaló.

Confirmó que un un grupo de gente adinerada va a pagar más impuestos, pero no se van a arruinar por ello. “Lo que no podemos es volver al pasado, a pensar que un déficit tan grande como el que dejaron —que no lo dejó Petro— gastos por encima de los ingresos en una cantidad abismal de decenas de billones de pesos, los van a pagar los pobres”, remarcó.

Y propuso que los recursos del Presupuesto Nacional y de la Reforma Tributaria se destinen a la economía de alimentos, por parte de pequeños productores y de la mujer campesina a quienes les van a entregar tierras, créditos baratos y la compra de las cosechas por el Estado para garantizar su rentabilidad.

Manifestó que, si se junta el agro, la economía popular y se incentiva el turismo internacional, en el Urabá, por ejemplo, con la base la paz total, la economía colombiana crecerá el año entrante, “a pesar de las tormentas que se avecinan y se mostrará un camino diferente”.

Urabá debe construir su futuro

El Mandatario afirmó que la región el Urabá ha avanzado en el tema de paz y ya no vive la oscura pesadilla de violencia de hace décadas, pero reconoció que aún hace falta camino por recorrer para cimentarla.

Como conclusión del Diálogo Regional Vinculante, el Presidente Petro, dijo que la

movilización, el debate, y el acuerdo, son las herramientas de esta forma de construir el Plan Nacional de Desarrollo y constituyen la visión de la paz.

“Somos sirvientas y sirvientes del pueblo, pero el pueblo tiene que mandar, no puede ser un simple espectador, tiene que tomar decisiones en el Urabá (…) Este evento de hoy es un hito. Y lo queremos para toda Colombia. Queremos a millones en las calles y plazas deliberando, diseñando su país, volviéndose dueños legítimos de su país, Colombia”, concluyó.

(Fin/cfac)

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *