PAE: Programa de alimentación para las campañas políticas corruptas

PAE: Programa de alimentación para las campañas políticas corruptas

Esto que pasa en el PAE es la peor burla a los colombianos. Y lo más triste no hay quien responda por esta vulgar estafa o atraco a Colombia. Son lacras que empañan y destruyen la niñez.

Bogotá, 30 de agosto de 2021

wiltonrizzo@hotmail.com

Robo a los más necesitados. Los niños colombianos no comen ni en casa ni en la escuela. La Contraloría seguirá investigando, la Fiscalía haciendo capturas y las entidades echando culpas o con funcionarios recibiendo sobornos. El Ministerio de Educación seguirá aceptando públicamente que no puede controlar al monstruo que creó. Mientras tanto, las cifras de malnutrición empeoran y la permanencia de los niños en los colegios seguirá en riesgo por no tener cómo comer ni en casa ni en la escuela. www.obssan.unal.edu.co

Por donde están las bondades del PAE del Ministerio de Educación y su glamurosa e inefable María Victoria Ángulo, funcionaria afín a los protocolos de la escuela del Pibe Valderrama y la nación Naira del duque Iván, donde coinciden en su filosofía del” Todo bien, todo bien” aunque vaya el resto mal.

Nadie entiende este novelón, una saga con todos los aderezos para la corrupción que se roba la alimentación de los niños.

Sucede en la Colombia de Duque – Centro Democrático se soporta quitarle el pan al hambriento. Se tragan los corruptos las cenas de niños y niños en escolaridad que no tienen comida en su casa.

Que clase monstros son los que se levantan con los alimentos que hacen falta todos los días en el estómago de niños y niñas colombianos denominados, entablados en la pobreza por los contratistas del Ministerio de Educación, en las secretarias de educación y de las alcaldías, que son los mismos bandidos supe corruptos que patrocinan las campañas políticas.

* Luis Alberto Monsalvo Gnecco, se alimenta con la corrupción del PAE

El Tribunal Superior Judicial de Bogotá ratificó la medida de aseguramiento al gobernador del Cesar, Luis Alberto Monsalvo Gnecco, por la investigación en su contra por presuntas irregularidades en un contrato del Programa de Alimentación Escolar (PAE), por más de 17.000 millones de pesos, en el año 2015.

Se desprende que parte de las campañas políticas en Colombia se financian con el hambre de los niños y niñas marginados, y así van al senado a la cámara, a las asambleas, a los concejos, a las alcaldías, las gobernaciones y los ministerios y en el amplio círculo del ejecutivo colombiano.

Esos quienes dicen mentiras tras mentiras, estos son los criminales más monstruosos de Colombia,

Por estos dráculas políticos –enemigos del pueblo– nadie debe seguir votando por las bandolas de desfalcadores de los dineros de la gente. ¡Elegirlos es ser cómplice con o sin conocimiento!

Esto que pasa en el PAE es la peor burla a los colombianos. Y lo más triste no hay quien responda por esta vulgar estafa o atraco a Colombia.

Entregamos un resumen de las noticias sobre la corrupción en el PAE

TITULARES GOOGLE 25 DE AGOSTO DE 2021 – EVIDENCIAS

en el PAE: “en este programa todos ganamos bien y comemos bien, menos los niños”.

 “La alimentación de los niños y niñas ha quedado a merced de interés privados que se benefician de la complicidad de funcionarios públicos y la negligencia de los entes de control.” Sara E. Del Castillo* Fuente: Revista Razón Pública

RCN Radio. Contraloría inicia la revisión del PAE en Barranquilla

Contraloría encontró frutas podridas y otras ‘perlas’ en el PAE de Cartagena

Tribunal confirma detención domiciliaria al gobernador del Cesar por corrupción en el PAE

Noticias de Corrupción en el Pae – El Espectadorhttps://www.elespectador.com ›

El Programa de Alimentación Escolar: robo de recursos a los …http://obssan.unal.edu.co › wordpress

Igualmente, el Ministerio de Educación Nacional (MEN), en noticias muy … Pero el mapa de la corrupción del PAE en Colombia ya está todo en rojo; …

Gobierno sigue en alerta por presuntas redes de corrupción …https://www.infobae.com › colombia › 2021/03/25 › g…

25 mar. 2021 — Una de las irregularidades alrededor del PAE conocida recientemente se reportó en Villavicencio, capital del departamento del Meta, donde se …

Corrupción en el PAE: ¿En qué van las investigaciones por …https://www.wradio.com.co › noticias › judicial › nota

24 mar. 2021 — Las indagaciones vinculan a contratistas, funcionarios y exservidores públicos. Corrupción en el PAE /

Carne de burro en el PAE de Santander burló tres niveles de …https://www.eltiempo.com › vida › educacion › pae-en-…

22 sep. 2020 — Unidad de Alimentación Escolar anuncia cambios estructurales en el programa para evitar corrupción. | Educación | ElTiempo.com.

Las pérdidas millonarias por corrupción en el PAE – El Tiempohttps://www.eltiempo.com › justicia › investigacion › la…

14 ago. 2018 — La Contraloría ha detectado robos por más de 84.000 millones. Hay 45 alcaldes investigados. | Investigación | ElTiempo.com.

Corrupción en el PAE: así desfalcan la alimentación de los …https://noticias.caracoltv.com › Colombia

7 dic. 2020 — Corrupción en el PAE: así desfalcan la alimentación de los más vulnerables. Casi 50 funcionarios de alcaldías y … Por: Noticias Caracol.

Corrupción en el PAE – La FMhttps://www.lafm.com.co › corrupcion-en-el-pae

Los casos de corrupción en el PAE más sonados en el Cesarhttps://elpilon.com.co › los-casos-de-corrupcion

12 jul. 2021 — El Programa de Alimentación Escolar, PAE, es una de las estrategias más antiguas creadas en el territorio nacional para mejorar mediante el …

Otorgan casa por cárcel a comerciante que dio carne de burro …

https://www.infobae.com › colombia › 2020/12/02 › ot…

2 dic. 2020 — El alcalde de Bucaramanga, Juan Carlos Cárdenas, también mostró su … ofrecía carne de caballo y burro a operadores del PAE en Santander.
Casa por cárcel al Alcalde de Ciénaga por irregularidades en …

https://www.eltiempo.com › colombia › otras-ciudades

12 sep. 2018 — Casa por cárcel al Alcalde de Ciénaga por irregularidades en el PAE. FOTO: Roger Urieles. Luego de varios días de audiencia, …
Casa por cárcel a quien vendió carne de burro y caballo al PAE

https://www.rcnradio.com › Colombia › Santanderes

2 dic. 2020 — Esta decisión generó indignación en los padres de familia y en algunas autoridades como el Alcalde de Bucaramanga, Juan Carlos Cárdenas, quien …
Casa por cárcel al hombre que habría vendido carne de burro

https://www.elespectador.com › Colombia › Cali

2 dic. 2020 — Casa por cárcel al hombre que habría vendido carne de burro al PAE … El alcalde de Bucaramanga informó que, pese a que se opuso junto con …
Casa por cárcel para quien habría vendido carne de burro en

http://www.elnuevosiglo.com.co › articulos › 12-02-20…

2 dic. 2020 — Este hombre es señalado de procesar carne de caballos y burros y comercializarlo al PAE de Bucaramanga y Santander por más de un año.
Casa por cárcel para exalcalde de Cartagena por … – La FM

https://www.lafm.com.co › colombia › casa-por-carcel-…

12 dic. 2018 — Casa por cárcel para exalcalde de Cartagena por escándalo del PAE. La decisión también vincula al exsecretario de Educación Distrital, …
Juez dicta casa por cárcel al ‘El Nene’ Pérez – El Heraldo

https://www.elheraldo.co › magdalena › juez-dicta-casa…

11 sep. 2018 — El Juez Quinto Penal Municipal con Funciones de Control De Garantías, Joaquín González, le dictó detención domiciliaria al alcalde de …
Alcalde de Ciénaga cobijado con la casa por cárcel por el PAE

https://www.hoydiariodelmagdalena.com.co › archivos

20 jul. 2019 — El alcalde de los cienagueros, Edgardo de Jesús Pérez Díaz, tiene otra vez detención domiciliaria, así como permaneció varios meses en 2018 …
Manolo Duque, investigado por corrupción en PAE, cumple …

https://www.bluradio.com › Judicial

23 dic. 2018 — … investigado por corrupción en PAE, cumple casa por cárcel en Cartagena … BLU Radio, alcalde de Cartagena Manolo Duque / foto Twitter @ …

19 jul. 2019 — El alcalde de Ciénaga confirmó que le revocaron la libertad y otra vez fue separado

https://www.google.com/search?q=NOTICIAS+CORRUPCIPON+EN+EL+PAE

PROGRAMA DE ALIMENTACIÓN ESCOLAR: ROBO DE RECURSOS A LOS MÁS NECESITADOS

“La alimentación de los niños y niñas ha quedado a merced de interés privados que se benefician de la complicidad de funcionarios públicos y la negligencia de los entes de control.” Sara E. Del Castillo*

UN PROGRAMA SIN RESULTADOS

El Programa de Alimentación Escolar (PAE) es el sistema de asistencia alimentaria más antiguo de Colombia. Comenzó en 1955, bajo el gobierno de Rojas Pinilla. En 1968 quedó a cargo del Instituto Colombiano de Bienestar Familiar (ICBF), gracias a lo cual mejoró en cobertura y calidad de los servicios: pasó de dar “leche y mogolla” a distribuir comida caliente y refrigerios de muchos tipos.

El Plan Nacional de Desarrollo 2010-2014, del primer gobierno de Santos, dejó el PAE en manos del Ministerio de Educación con el fin de asegurar la cobertura universal de alta calidad con el apoyo de los entes territoriales. Según los encargados del programa en ese momento, esta decisión también serviría para ponerse a tono con la mayoría de los países de América Latina y del mundo, donde el equivalente al PAE lo maneja el sector educativo.

Esta política dirigida a garantizar el derecho a la educación de los niños y niñas por su capacidad de disminuir la deserción escolar y aumentar la matrícula en las instituciones educativas, debe proteger por encima de todo el derecho de los alumnos a una alimentación adecuada. Sin embargo, la evidencia indica que en Colombia ambos derechos se vulneran de manera sistemática.

Según la Encuesta Nacional de Situación Nutricional (ENSIN) de 2015, el estado alimentario y nutricional de los niños y niñas colombianos no ha mejorado significativamente en cuanto a malnutrición por déficit –expresada en retraso en talla– (Figura 1) y ha empeorado de manera dramática en cuanto a malnutrición por exceso –sobrepeso y obesidad– (Figura 2).

Figura 1. Retraso en talla. Figura 2. Exceso de peso. Figura 3. Índice de riqueza

(Fuente ENSIN 2015)
Los programas como el PAE deberían estar contribuyendo a superar ambos extremos de la malnutrición –concentrados en los lugares más pobres del país–, que afectan la calidad de vida de la población en edad escolar, como muestra la Figura 3. Pero, por el contrario, todo lo que sucede parece planeado para no cumplirles a los niños.

¿FALTA DE RECURSOS O CORRUPCIÓN?

Se dice que los recursos son insuficientes –y seguramente así es en un programa supuestamente desfinanciado– porque no alcanzan para cubrir las necesidades alimentarias y nutricionales de los niños cubiertos por el Programa. Esto a pesar de que para almuerzos y refrigerios hay una bolsa con seis fuentes de financiación que aportan alrededor de 1,5 billones de pesos al año.

Este presupuesto –insuficiente, pero nada despreciable– es saqueado de modo sistemático por los diferentes actores que participan directa o indirectamente en la contratación del PAE. La Contraloría General de la República denunció que, por diversas razones, en 2016 se dejaron de entregar más de 32 millones de raciones de comida. Igualmente, el Ministerio de Educación Nacional (MEN), en noticias muy difundidas en medios de comunicación, reconoció la existencia de intrincadas mafias que se roban los recursos de la alimentación escolar.

Las modalidades de robo al PAE son cada vez más descaradas y extendidas: las practican desde los funcionarios públicos encargados del programa, pasando por contratistas, operadores y empresarios, hasta gobernadores, alcaldes y secretarios de educación, como se descubrió recientemente en Ciénaga, Magdalena. Pero el mapa de la corrupción del PAE en Colombia ya está todo en rojo; los escándalos de corrupción no cesan, pero se olvidan y nada pasa.

Las empresas implicadas en los robos al PAE tienen sus registros INVIMA al día y hojas de vida sin mancha alguna gracias a la trampa. Esos son los contratistas habilitados por las entidades territoriales y los preferidos para recibir los recursos y una tajada de la torta del Programa.

Es curioso que un programa tan falto de recursos –como, según los técnicos de las instituciones gestoras y los entes de control, es el caso del PAE– haya sido tan rentable para empresas “de medio pelo”, que a punta de contratos se han convertido en compañías grandes y prestantes. Ahora cuentan con los servicios de profesionales, muchos muy respetados, para lavar su pasado, seguir legitimándose y obtener contratos cada vez más jugosos con el PAE – y además, con otros programas sociales similares-.

La Contraloría seguirá investigando, la Fiscalía seguirá haciendo capturas y las entidades del seguirá echando culpas o con funcionarios recibiendo sobornos. El Ministerio de Educación seguirá aceptando públicamente que no puede controlar al monstruo que creó. Mientras tanto, las cifras de malnutrición empeoran y la permanencia de los niños en los colegios seguirá en riesgo por no tener cómo comer ni en casa ni en la escuela.

¿HAY SOLUCIÓN?

El deterioro del Programa es progresivo y evidente. Cada vez son más frecuentes los escándalos de desvío de recursos, robos, sobrecostos y la peor de todas las prácticas: la distribución de raciones en mal estado que pueden enfermar gravemente a los niños. Como decía un funcionario que hace su trabajo honesto en el PAE: “en este programa todos ganamos bien y comemos bien, menos los niños”.

A pesar de todo, hay casos como el de Bogotá y otras regiones –muy pocas y con esfuerzo–, que han logrado desarrollar el PAE sin que sea alcanzado por la corrupción.

Al examinar todas las aristas de esta dolorosa situación, es claro que el problema no se resuelve:

  • Decretando más controles institucionales, que no se cumplen;
  • Llevando más funcionarios para vigilar el Programa en los territorios, porque son los primeros que se corrompen, ni
  • Con miles de profesionales que auditen los programas, que cuestan el doble de los recursos que se invierten en la comida de los niños y pueden convertirse en una fuente más de corrupción.

La causa principal de lo que sucede en el PAE y otros programas de este tipo en Colombia es el modelo de financiamiento y, sobre todo, de contratación. La contratación tercerizada permite que operadores privados queden a cargo de la parte más importante del Programa: la prestación del servicio. Así, los recursos quedan en manos de empresas cuyo objetivo es el lucro, incluso a costa del bienestar de los niños. Y todo sucede gracias a un modelo de negocio muy rentable en virtud de la falta de control, y no pocas veces a la complicidad, de las entidades estatales.

Los recursos del PAE, que son dinero público para garantizar los derechos de niños y niñas, deberían ser respetados. Dichos recursos, que son de todos los colombianos, podrían ser bien usados sin tantos intermediarios, que solo producen sobrecostos y corrupción. Si se eliminara este problema el Programa podría cumplir su objetivo original: aportar a la nutrición de calidad y, por medio de ella, a la educación de los niños en edad escolar.

Para lograr esto también harán falta veeduría social y comunitaria, apoyo técnico de calidad y, sobre todo, una sociedad a la que le importen sus niños y niñas y que reclame transparencia y compromiso de las instituciones responsables de la operación del PAE. Todo esto permitiría dar el primer paso para dejar de satisfacer el voraz apetito de los corruptos y dedicarse a acabar con el hambre de los niños del país.

El buen funcionamiento del PAE debe garantizarse porque es obligación de la nación que los niños y niñas en las aulas de clase puedan aprender gracias a que sus necesidades alimentarias básicas están satisfechas. Esta es la única manera de cumplirles a los niños, que son el presente de Colombia.

* Nutricionista, Master en Desarrollo Social y Ph.D. en Ciencias Sociales, profesora del Departamento de Nutrición Humana y Coordinadora del Observatorio de Seguridad y Soberanía Alimentaria y Nutricional –OBSSAN- de la Universidad Nacional de Colombia. http://obssan.unal.edu.co/wordpress/el-programa-de-alimentacion-escolar-robo-de-recursos-a-los-mas-necesitados/

Un equipo integrado por 22 funcionarios de la Contraloría General de la República, iniciaron desde esta semana una serie de visitas de inspección al funcionamiento del Programa de Alimentación Escolar (PAE) en todo el país, con el objetivo de verificar los productos que se están entregando a los niños.

En medio de estas acciones realizadas en la Costa Caribe, esa entidad detectó desde alimentos descompuestos, hasta roedores, insectos y otros productos en estado de descomposición.

En el caso de Santa Marta, la Contraloría evidenció retrasos de más 20 días en la entrega de las raciones para preparar en casa y desabastecimiento de varios productos como azúcar, cereales y grasas.

Esa entidad advirtió que en la institución educativa distrital Rodrigo Bastidas, se encontraron  roedores, insectos y comidas en descomposición, en las zonas de comedor y cafetería.

Entre tanto, la Contraloría encontró que la institución Almirante Padilla de Riohacha (La Guajira), solamente sirve unas 500 raciones diarias de alimentos a pesar de que certifica más de 610.

En ese sentido, también se hallaron operadoras del servicio sin la debida certificación que las acredite como manipuladoras de alimentos, carteleras de publicación de las raciones semanales desactualizadas y en algunos casos inexistentes, al igual que estudiantes que no pueden ir todos los días y no son atendidos.

Esa entidad precisó que en la institución educativa La Gaviota de Cartagena fueron encontrados mangos y bananos podridos, además de bolsas con pan que tienen menos gramaje al establecido en las dietas alimenticias.

https://www.rcnradio.com/colombia/caribe/contraloria-encontro-desde-frutas-descompuestas-hasta-roedores-en-inspeccion-al-pae

Fiscalía pide casa por cárcel para gobernador del Cesar por escándalo del PAE

El mandatario departamental actualmente es investigado por la existencia de presuntas irregularidades en el manejo de recursos por 3.000 millones de pesos.

Foto: @LuisMonsalvo (Twitter) / Pixabay Corrupción PAE

En el marco del a investigación que actualmente adelantan organismos de control y judiciales en contra del gobernador del departamento de Cesar, Luis Alberto Monsalvo Gnecco, por presuntas irregularidades en el manejo de los recursos del Programa de Alimentación Escolar, PAE, la Fiscalía General de la Nación, solicitó la imposición de la medida de casa por cárcel en contra del mandatario.

De acuerdo con la investigación en curso, el mandatario estaría involucrado en los manejos irregulares de recursos que ascienden a los 3.000 millones de pesos, razón por la cual, el ente investigador abogó por la medida privativa de la libertad, advirtiendo que el político podría, de lo contrario, interferir en el proceso.

El cuestionado contrato fue suscrito en el año 2015, anterior administración del gobernador, con el denominado Consorcio Alimentación Escolar A Salvo, motivo por el cual Mosalvo Gnecco fue imputado con los delitos de contrato sin cumplimiento de requisitos legales y apropiación de recursos en favor de tercero en la categoría de agravado.

Dentro de los hallazgos revelados hasta el momento por los investigadores se registra un sobrecosto cercano al 300% en la provisión de hígado, cuyo kilo llegó a ser facturado incluso por encima de los 65.000 pesos.

Dentro de la investigación también se tuvieron en cuenta las denuncias hechas en su momento por los padres de familia y los estudiantes, quienes advirtieron la precariedad de las porciones y los problemas de calidad de los alimentos suministrados a los infantes.

Los contratos suscritos carecerían a la vez de estudios previos y otros requisitos de ley, según recogen la entidad investigadora.

Durante la audiencia, el fiscal del caso señaló que el implicado está inmerso en un contexto de corrupción, notando la presencia de algunos familiares en cargos públicos, a la vez que nexos con otro procesado por similares delitos.

Según el funcionario, Monsalvo es “una persona educada y conoce la manera de delinquir de forma sofisticadas para confundir y eludir a las autoridades”.

Por: Noticiasrcn.com https://www.noticiasrcn.com/colombia/

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *