Vacuna Covid llega en febrero, mitos y conjeturas chip, precios y cuidados

Vacuna Covid llega en febrero, mitos y conjeturas chip, precios y cuidados

Una jeringa y una memoria flash, FUENTE DE LA IMAGEN, GETTY IMAGES https://www.bbc.com. En esta nota hacemos un resumen desde comienzos de la negociación de la vacuna, fecha de llegada a Colombia, precios, calendario de vacunación, cuidados OMS, responsabilidad de hacerse aplicar la inyección Covid, mitos, conjeturas y teorías de la conspiración. Además, el ma

Una jeringa y una memoria flash, FUENTE DE LA IMAGEN, GETTY IMAGES https://www.bbc.com. En esta nota hacemos un resumen desde comienzos de la negociación de la vacuna, fecha de llegada a Colombia, precios, calendario de vacunación, cuidados OMS, responsabilidad de hacerse aplicar la inyección Covid, mitos, conjeturas y teorías de la conspiración. Además, el mapa Covid a 13 de enero de 2021 Colombia y el mundo. Edición wiltonrizzo@hotmial.com

Vacuna del covid-19: por qué sabemos que son falsos los rumores sobre chips injertados, la alteración de ADN y los efectos secundarios graves

Flora Carmichael*

 

 

BBC Reality Check

La pandemia ha generado múltiples rumores de que las vacunas servirán para insertar chips a la gente.

La ola de rumores en redes sociales era de esperarse.

La noticia de que una vacuna para el covid-19 BNT162 elaborada por Pfizer y BioNTech mostró más de 90% de eficacia provocó una cadena de informaciones falsas en las redes sociales.

Parte de los rumores se centraron en el hecho de que la vacuna tiene como uno de sus diferenciales el estar basada en ARN. Pero también resurgieron otros.

El equipo de verificación de hechos BBC Reality Check ha examinado algunas de las afirmaciones falsas más compartidas: supuestos planes para colocar microchips en las personas mediante la inyección, el supuesto cambio en nuestro código genético y la seguridad general de las vacunas.

Bill Gates y el supuesto microchip

El nombre de Bill Gates fue ampliamente compartido en Twitter después de los anuncios de los resultados de las vacunas.

Vacuna del coronavirus: 4 teorías conspirativas desmentidas por expertos

Coronavirus: cómo envejece nuestro sistema inmunitario y cómo podemos frenar ese proceso

Coronavirus: por qué los casos “falsos positivos” de covid-19 también son importantes para intentar contener la pandemia

Un niño pequeño en una casa pobre en Nigeria.

“No sabemos de qué mueren los niños en los países pobres: hemos encontrado una forma de averiguarlo”

El multimillonario fundador de Microsoft ha sido objeto de muchos rumores falsos durante la pandemia. Se convirtió en un objetivo debido a su trabajo filantrópico en salud pública y desarrollo de vacunas.

Melinda y Bill Gates

FUENTE DE LA IMAGEN, GETTY IMAGES

Bill Gates y su esposa Melinda han sido señalados en publicaciones de teorías conspirativas difundidos en internet.

Una de las afirmaciones más compartidas (que ha estado circulando desde principios de este año) es que la pandemia de coronavirus es una excusa para un plan de implantación de microchips rastreables en personas y que Gates está detrás de todo.

Los rumores surgieron en marzo, cuando Gates mencionó en una entrevista que en un futuro “tendremos unos certificados digitales” que se usarían para mostrar quién se recuperó, quién se hizo la prueba y, finalmente, quién recibió la vacuna. No mencionó microchips.

Cómo Bill Gates se convirtió en el centro de tantas teorías de la conspiración en medio de la pandemia

Esa respuesta dio lugar a un artículo ampliamente compartido, titulado: “Bill Gates utilizará implantes de microchip para combatir el coronavirus”.

El artículo se refiere a un estudio, financiado por la Fundación Bill y Melinda Gates, sobre una tecnología que podría almacenar los registros de vacunas de alguien en una tinta especial administrada al mismo tiempo que una inyección.

Sin embargo, la tecnología no es un microchip y se parece más a un tatuaje invisible. Aún no se ha implementado, no permitiría rastrear a las personas y la información personal no se ingresaría en una base de datos, dice Ana Jaklenec, científica involucrada en el estudio.

Gates nunca ha mencionado el uso de microchips en las vacunas.

La Fundación Bill y Melinda Gates dijo que “la referencia a los ‘certificados digitales’ está relacionada con los esfuerzos para crear una plataforma digital de código abierto con el objetivo de ampliar el acceso a las pruebas caseras seguras”.

Cómo funcionan los microchips que se implantan bajo la piel y permiten pagar sin efectivo ni tarjeta

Por lo tanto, no hay evidencia que respalde las afirmaciones de que existe un plan para implementar microchips rastreables. Y la Fundación Bill y Melinda Gates le dijo a la BBC que estas afirmaciones son completamente falsas.

A pesar de la falta de evidencia, una encuesta en mayo a 1.640 personas en EE.UU. sugirió que el 28% creía que Gates quería usar vacunas para implantar microchips en las personas.

El supuesto “ADN alterado”

Una corresponsal de la Casa Blanca para un sitio web favorable a Donald Trump, Newsmax, le dijo a sus 264.000 seguidores de Twitter que hay que “tener cuidado” con la vacuna Pfizer/BioNTech.

9 preguntas sobre la vacuna de Pfizer contra el coronavirus (y los desafíos que enfrenta para que sea aprobada y distribuida masivamente)

Emerald Robinson afirmó en el tuit: “Interfiere con tu ADN”.

El temor de que una vacuna cambie de alguna manera los genes del receptor es otra afirmación vista en múltiples publicaciones de Facebook.

La BBC preguntó a tres científicos independientes sobre esto. Dijeron que la vacuna contra el coronavirus no alteraría el ADN humano.

Uno de los mayores diferenciales de la vacuna BNT162 (Pfizer y BioNTech) es el hecho de que se basa en ARN.

¿Cómo funcionan las vacunas y por qué cada vez hay más personas que no creen en ellas?

“Inyectar ARN en una persona no hace nada con el ADN de una célula humana”, dijo el profesor Jeffrey Almond, de la Universidad de Oxford.

El portavoz de Pfizer, Andrew Widger, dijo que la vacuna de la compañía “no altera la secuencia del ADN de un cuerpo humano”.

Cientificos miran una secuencia de ADN

Los científicos aseguran que una vacuna basada en un ARN no modifica el ADN del receptor.

Esta no es la primera vez que se examinan afirmaciones de que una vacuna contra el coronavirus alteraría el ADN. Un video muy popular difundía la teoría en mayo.

Parte del malentendido parece deberse al tipo de vacuna que se está desarrollando. La vacuna Pfizer / BioNTech utiliza tecnología de ARN mensajero o “ARNm”.

Este producto contiene una pequeña secuencia genética creada en el laboratorio que “enseña” a las propias células del cuerpo humano a producir proteínas similares a las del Sars-CoV-2.

A partir de ahí, el sistema inmunológico reconoce la amenaza y crea una respuesta que protege al cuerpo de futuras infecciones.

El tuit de Robinson incluía la afirmación de que la tecnología de la vacuna de ARNm “nunca se había probado ni aprobado antes”.

Es cierto que antes no se ha aprobado ninguna vacuna de ARNm, pero en los últimos años se han realizado varios estudios de vacunas de ARNm en humanos.

Hay muchos tipos de vacunas que se están probando en la lucha contra la covid-19.

Almond dice que la vacuna Pfizer/BioNTech es la primera en mostrar la efectividad que se necesitaría para lograr la autorización. El hecho de que sea una tecnología nueva, dice, “no significa que debamos tenerle miedo”.

Las nuevas vacunas se someten a rigurosos controles de seguridad antes de recomendar su uso generalizado.

En los ensayos clínicos de Fase 1 y Fase 2, las vacunas se prueban en una pequeña cantidad de voluntarios para verificar que sean seguras y determinar la dosis correcta.

En las pruebas de Fase 3, se prueban en miles de personas para ver si son efectivas.

¿En qué consiste la fase 3 de los ensayos clínicos de una vacuna y por qué es tan crucial?

El grupo que recibió la vacuna y un grupo de control que recibió el placebo son monitoreados de cerca para detectar cualquier reacción adversa (efectos secundarios). El control de seguridad continúa incluso después de que se autoriza una vacuna.

Se están evaluando varias estrategias y tecnologías para crear vacunas contra el covid-19: desde el uso de virus inactivados hasta nuevas formulaciones con ARN, un código genético creado en el laboratorio.

Una mujer con una vacuna

FUENTE DE LA IMAGEN,REUTERS

Pie de foto,

El desarrollo de una vacuna para el SARS-CoV-2 se ha hecho en tiempo record.

Claire Wardle, autora de un informe reciente sobre los mitos sobre las vacunas en las redes sociales, dice que hay un “déficit de datos” en torno a temas como la tecnología de ARNm.

Es decir, se trata de una situación en la que existe una alta demanda de información, pero la oferta de información confiable es escasa.

Qué significan los resultados de efectividad de las vacunas contra la covid-19 (y qué tan cerca estamos de tener una)

“Esto deja a la gente vulnerable a la información errónea, que rápidamente llena el vacío”, dijo Wardle, director ejecutivo de la organización sin fines de lucro contra la desinformación First Draft.

“Si bien la información confiable está luchando por satisfacer la demanda, las cuentas individuales que no son de confianza y los medios alternativos pueden disminuir la confianza en las vacunas”, dice.

Efectos secundarios

Otra declaración en el tuit de Robinson fue uno de los principales temas contra las vacunas compartidos en los últimos días.

Dijo que el 75% de los voluntarios en el ensayo de la vacuna experimentaron efectos secundarios. Pero Pfizer y BioNTech no informaron ningún problema de seguridad de consideración en su estudio.

Muchas vacunas tienen efectos secundarios. Pero la mayoría no son tan severos como los activistas contra las vacunas quieren que creamos.

“Como todas las vacunas, esto puede causar efectos secundarios a corto plazo, que incluyen dolor en el lugar de la inyección, fiebre, dolores y molestias musculares, dolor de cabeza y fatiga”, dijo Penny Ward, profesora de medicina farmacéutica en el King’s College London.

Una prueba de laboratorio de Moderna

Además de Pfizer, la firma de biotecnología Moderna ha asegurado que su vacuna tuvo más de 90% de efectividad.

Ward señaló que este tipo de efectos secundarios también los sienten una gran cantidad de personas que reciben la vacuna anual contra la influenza. Generalmente son leves, desaparecen después de unos días como máximo y pueden aliviarse con paracetamol o ibuprofeno.

No está claro de dónde Robinson obtuvo el dato del 75%, pero es posible que se haya elegido selectivamente de la tasa de efectos secundarios leves informados en un grupo de edad en una fase anterior del estudio.

La BBC se puso en contacto con Emerald Robinson para obtener comentarios, pero la periodista dice que mantiene sus afirmaciones.

*Con la colaboración de Kris Bramwell, Jack Goodman, Olga Robinson y Marianna Spring.

En febrero llegará primer lote de la vacuna.

Con un lote de 1.7 millones de vacunas de la farmacéutica Pfizer, Colombia iniciará su vacunación en el próximo mes de febrero.

21/12/2020

Boletín de Prensa No 1043 de 2020

Bogotá D.C., 21 de diciembre de 2020. Enero será un mes de importantes preparativos frente a la vacunación del covid-19 y febrero el del inicio de la vacunación, así lo anunció el ministro de Salud y Protección Social, Fernando Ruiz Gómez al explicar el plan que se tiene preparado para el 2021.

“En febrero vamos a tener el primer grupo de vacunas que va a ser el de Pfizer y que son 1.7 millones de biológicos. En enero estaremos trabajando en el alistamiento, todo el plan que hay que hacer con los entes territoriales para ubicar los sitios y preparar los puntos donde se va a hacer la vacunación”, indicó el ministro.

Con este primer lote y de acuerdo con el plan ya diseñado, los primeros en vacunar son el personal médico “y continuaremos con personas mayores de 80 años. En el segundo grupo están los de 60 a 79 años y luego vendrán las personas con comorbilidades”, explicó Ruiz.

Esta estrategia permitirá reducir la mortalidad, ya que el primer objetivo es lograr que las personas que tienen mayor riesgo de morir sean las personas que inicialmente sean vacunadas. Luego viene una segunda etapa en la que se busca vacunar a la población en general y en los que se incluyen Fuerzas Militares, maestros y todas las personas que trabajan en el cuidado de otras personas, ya que éstas también representan un riesgo.

“Todo este plan buscamos hacerlo en el 2021 y como ya anunciamos, no estaremos vacunando ni a los menores de 16 años ni a las mujeres embarazadas debido a que los estudios que hay sobre las vacunas, no cubren esas poblaciones de manera que no hay información suficiente para conocer el riesgo de esas personas”, explicó el jefe de la cartera de salud.

Sin embargo, añadió que en el transcurso del año entrante posiblemente aparecerán mas estudios que darán mayor certeza para estos grupos poblacionales.

Vacunas con aprobaciones

Colombia ha definido como política que las vacunas que se adquieren deben cumplir con los análisis de eficacia y seguridad que sólo pueden garantizar agencias como la Organización Mundial de la Salud -OMS, la FDA de los Estados Unidos o de la agencia europea para la evaluación de vacunas.

“Eso significa que en nuestro país no vamos a tener vacunas que no pasen por un proceso riguroso de análisis”, sostuvo el ministro, añadiendo que esta premisa también la tiene el COVAX, razón por la cual algunos países no se suman al mecanismo. Adicionalmente en Colombia, el Invima hará los respectivos análisis.

El ministro aclaró, además, que los colombianos no podrán escoger la marca de la vacuna que se las aplicará, ya que se irá vacunando conforme van llegando las vacunas al país. “Nosotros no vamos a dar la opción de que la persona escoja, porque eso sería imposible de manejar”, indicó.

Se recuerda que el plan de vacunación para el covid-19 en Colombia será gratuito, sin embargo, desde el Ministerio se está preparando la normatividad para que en algún momento las personas que deseen comprar la vacuna, lo puedan hacer a través de particulares.

Al respecto indicó que, en tal caso, lo que sí se va a exigir es que “toda vacunación se registre en el programa del Gobierno, en el cual tenemos que registrar a quién se vacunó, para así para poder tener la certeza de que estamos llegando a ese número de 34 millones que nos pueda dar la inmunidad de rebaño”.

Negociaciones continúan

Si bien Colombia ya aseguró las primeras dosis, el Gobierno Nacional sigue avanzando en negociaciones con otras empresas farmacéuticas. “Por política nacional no compramos todas las vacunas a la misma casa farmacéutica, sino diversificado. Entonces hemos estado haciendo seguimiento a 5 o 6 desarrollos que van adelante y hemos ido adquiriendo cantidades importantes”, dijo Ruiz.

En ese sentido anunció el ministro, Colombia ya tiene negociaciones avanzadas con otras farmacéuticas para poder tener la disponibilidad completa.

Incluso, según reveló Ruiz, se está haciendo seguimiento a iniciativas de una sola dosis, ya que las adquiridas hasta el momento son de dos dosis, lo que requiere un compromiso importante de la población. “Pero estas no han salido al mercado todavía, pero están en fase muy avanzada de desarrollo”, puntualizó el ministro.

Vacuna de Pfizer a 41.688 pesos; AstraZeneca a 28.598 pagó Colombia

Resumen de medios según El Tiempo

No obstante, el precio real depende de la tasa de cambio del día que se haga efectivo el pago.

Estas cifras fueron reveladas este miércoles por La W. Según esta emisora, el Fondo de Mitigación de Emergencias ya tiene garantizados 719.566 millones para pagar las vacunas que comprará a las farmacéuticas Pfizer y AstraZeneca.

El proceso tuvo varias etapas: una vez se lograron los acuerdos tanto con Pfizer como con AstraZeneca, en noviembre del año pasado, el Ministerio de Salud hizo la solicitud oficial al Fondo de Mitigación de Emergencias, Fome, para que autorizara los recursos necesarios.

El Fome posteriormente pidió la asignación presupuestal al Ministerio de Hacienda y esa cartera, a través de las resoluciones 2327 del 25 de noviembre de 2020 y 2461 del 15 de diciembre del mismo año, aprobó recursos por $437.800 millones de pesos para comprar las vacunas de Pfizer y $281.766 millones para las vacunas de AstraZeneca.

En la resolución para la asignación presupuestal para comprar las vacunas de Pfizer se evidencia que esa multinacional le cobró a Colombia 12 dólares por cada dosis y que le venderá al país 10 millones de dosis en total.

Eso quiere decir que, si hoy se compra una vacuna de Pfizer, teniendo en cuenta la tasa de cambio vigente, Colombia pagaría por cada dosis $41.688 y como son dos dosis para cada persona esta vacuna costará $83.376 para cada colombiano.

En el caso de la vacuna de AstraZeneca, cada dosis será cobrada a 8.2 dólares, lo que significa que hoy vale $28.598.

Las fuentes consultadas por esta emisora y que no fueron citadas, explicaron a La W que el día que se aprobaron los recursos se tuvo en cuenta el precio del dólar de ese momento y por eso se aprobaron los $719.566 millones. No obstante, el precio real depende de la tasa de cambio del día que se haga efectivo el pago.

También, según La W,  una de las farmacéuticas exigió que se le pague un 30 por ciento del total de las vacunas por adelantado y la otra sí recibirá los recursos contra entrega, es decir a medida que vaya entregando las vacunas va cobrando por ellas.

La emisora, en su relato, no divulgó cuál fue la farmacéutica que hizo esta exigencia ni cuál optó por dar un plazo hasta la entrega del producto..

Lo que sí precisó es que si el dólar sube más de lo previsto, se deberá hacer una nueva asignación presupuestal.

La W conoció también que el precio de Pfizer incluye la distribución de las dosis acá en Colombia. El de AstraZeneca solo incluye la llegada de las vacunas a Bogotá, igual que las que lleguen por el mecanismo Covax.

Al margen de los precios, los reportes de medios extranjeros sobre la eficacia de las dos vacunas son muy positivos.

Según informó recientemente El País de Madrid, una investigación preliminar y aún no revisada de la Universidad de Texas ha determinado que la vacuna de Pfizer y BioNTech, que es la que se distribuirá en Colombia, mantiene su eficacia ante las nuevas variantes del coronavirus detectadas en Reino Unido y Sudáfrica, consideradas más transmisibles que las de los virus iniciales, aunque no más mortales.

Por su parte, la BBC informó que la vacuna de la farmacéutica AstraZeneca fue diseñada en los primeros meses de 2020, probada en los primeros voluntarios en abril, y desde entonces ha estado sometida a los ensayos clínicos con miles de personas.

Fue desarrollada a un ritmo frenético que antes de la pandemia era impensable, dijo este prestigiosos medio.

En Reino Unido ya se han vacunado más de 600.000 personas, pero se espera que la vacuna de Oxford-AstraZeneca dé un impulso significativo, dado que es más barata y fácil de producir, concluyó

Preguntas y respuestas sobre la enfermedad por coronavirus (COVID-19)

¿Qué es un coronavirus?

Los coronavirus son una extensa familia de virus que pueden causar enfermedades tanto en animales como en humanos. En los humanos, se sabe que varios coronavirus causan infecciones respiratorias que pueden ir desde el resfriado común hasta enfermedades más graves como el síndrome respiratorio de Oriente Medio (MERS) y el síndrome respiratorio agudo severo (SRAS). El coronavirus que se ha descubierto más recientemente causa la enfermedad por coronavirus COVID-19.

¿Qué es la COVID‑19?

La COVID‑19 es la enfermedad infecciosa causada por el coronavirus que se ha descubierto más recientemente. Tanto este nuevo virus como la enfermedad que provoca eran desconocidos antes de que estallara el brote en Wuhan (China) en diciembre de 2019. Actualmente la COVID‑19 es una pandemia que afecta a muchos países de todo el mundo.

¿Cuáles son los síntomas de la COVID-19?

Los síntomas más habituales de la COVID-19 son la fiebre, la tos seca y el cansancio. Otros síntomas menos frecuentes que afectan a algunos pacientes son los dolores y molestias, la congestión nasal, el dolor de cabeza, la conjuntivitis, el dolor de garganta, la diarrea, la pérdida del gusto o el olfato y las erupciones cutáneas o cambios de color en los dedos de las manos o los pies. Estos síntomas suelen ser leves y comienzan gradualmente. Algunas de las personas infectadas solo presentan síntomas levísimos.

La mayoría de las personas (alrededor del 80%) se recuperan de la enfermedad sin necesidad de tratamiento hospitalario. Alrededor de 1 de cada 5 personas que contraen la COVID‑19 acaba presentando un cuadro grave y experimenta dificultades para respirar. Las personas mayores y las que padecen afecciones médicas previas como hipertensión arterial, problemas cardiacos o pulmonares, diabetes o cáncer tienen más probabilidades de presentar cuadros graves. Sin embargo, cualquier persona puede contraer la COVID‑19 y caer gravemente enferma. Las personas de cualquier edad que tengan fiebre o tos y además respiren con dificultad, sientan dolor u opresión en el pecho o tengan dificultades para hablar o moverse deben solicitar atención médica inmediatamente. Si es posible, se recomienda llamar primero al profesional sanitario o centro médico para que estos remitan al paciente al establecimiento sanitario adecuado.

¿Qué debo hacer si tengo síntomas de COVID-19 y cuándo he de buscar atención médica?

Si tiene síntomas leves, como tos o fiebre leves, generalmente no es necesario que busque atención médica. Quédese en casa, aíslese y vigile sus síntomas. Siga las orientaciones nacionales sobre el autoaislamiento. Sin embargo, si vive en una zona con paludismo (malaria) o dengue, es importante que no ignore la fiebre. Busque ayuda médica. Cuando acuda al centro de salud lleve mascarilla si es posible, manténgase al menos a un metro de distancia de las demás personas y no toque las superficies con las manos. En caso de que el enfermo sea un niño, ayúdelo a seguir este consejo.

Busque inmediatamente atención médica si tiene dificultad para respirar o siente dolor o presión en el pecho. Si es posible, llame a su dispensador de atención de la salud con antelación para que pueda dirigirlo hacia el centro de salud adecuado.

¿Cómo se propaga la COVID‑19?

Una persona puede contraer la COVID‑19 por contacto con otra que esté infectada por el virus. La enfermedad se propaga principalmente de persona a persona a través de las gotículas que salen despedidas de la nariz o la boca de una persona infectada al toser, estornudar o hablar. Estas gotículas son relativamente pesadas, no llegan muy lejos y caen rápidamente al suelo. Una persona puede contraer la COVID‑19 si inhala las gotículas procedentes de una persona infectada por el virus. Por eso es importante mantenerse al menos a un metro de distancia de los demás. Estas gotículas pueden caer sobre los objetos y superficies que rodean a la persona, como mesas, pomos y barandillas, de modo que otras personas pueden infectarse si tocan esos objetos o superficies y luego se tocan los ojos, la nariz o la boca. Por ello es importante lavarse las manos frecuentemente con agua y jabón o con un desinfectante a base de alcohol.

La OMS está estudiando las investigaciones en curso sobre las formas de propagación de la COVID‑19 y seguirá informando sobre las conclusiones que se vayan obteniendo.

¿Es posible contagiarse de COVID‑19 por contacto con una persona que no presente ningún síntoma?

La principal forma de propagación de la COVID‑19 es a través de las gotículas respiratorias expelidas por alguien que tose o que tiene otros síntomas como fiebre o cansancio. Muchas personas con COVID‑19 presentan solo síntomas leves. Esto es particularmente cierto en las primeras etapas de la enfermedad. Es posible contagiarse de alguien que solamente tenga una tos leve y no se sienta enfermo.

Según algunas informaciones, las personas sin síntomas pueden transmitir el virus. Aún no se sabe con qué frecuencia ocurre. La OMS está estudiando las investigaciones en curso sobre esta cuestión y seguirá informando sobre las conclusiones que se vayan obteniendo.

¿Cómo podemos protegernos a nosotros mismos y a los demás si no sabemos quién está infectado?

Practicar la higiene respiratoria y de las manos es importante en TODO momento y la mejor forma de protegerse a sí mismo y a los demás.

Cuando sea posible, mantenga al menos un metro de distancia entre usted y los demás. Esto es especialmente importante si está al lado de alguien que esté tosiendo o estornudando. Dado que es posible que algunas personas infectadas aún no presenten síntomas o que sus síntomas sean leves, conviene que mantenga una distancia física con todas las personas si se encuentra en una zona donde circule el virus de la COVID‑19.

¿Qué debo hacer si he estado en contacto estrecho con alguien que tiene COVID‑19?

Si ha estado en contacto estrecho con alguien con COVID‑19, puede estar infectado.

Contacto estrecho significa vivir con alguien que tiene la enfermedad o haber estado a menos de un metro de distancia de alguien que tiene la enfermedad. En estos casos, es mejor quedarse en casa.

Sin embargo, si usted vive en una zona con paludismo (malaria) o dengue, es importante que no ignore la fiebre. Busque ayuda médica. Cuando acuda al centro de salud lleve mascarilla si es posible, manténgase al menos a un metro de distancia de las demás personas y no toque las superficies con las manos. En caso de que el enfermo sea un niño, ayúdelo a seguir este consejo.

Si no vive en una zona con paludismo (malaria) o dengue, por favor haga lo siguiente:

Si enferma, incluso con síntomas muy leves como fiebre y dolores leves, debe aislarse en su casa.

Incluso si no cree haber estado expuesto a la COVID‑19 pero desarrolla estos síntomas, aíslese y controle su estado.

Es más probable que infecte a otros en las primeras etapas de la enfermedad cuando solo tiene síntomas leves, por lo que el aislamiento temprano es muy importante.

Si no tiene síntomas pero ha estado expuesto a una persona infectada, póngase en cuarentena durante 14 días.

Si ha tenido indudablemente COVID‑19 (confirmada mediante una prueba), aíslese durante 14 días incluso después de que los síntomas hayan desaparecido como medida de precaución. Todavía no se sabe exactamente cuánto tiempo las personas siguen siendo contagiosas después de recuperarse. Siga los consejos de las autoridades nacionales sobre el aislamiento.

¿Qué significa aislarse?

El aislamiento es una medida importante que adoptan las personas con síntomas de COVID‑19 para evitar infectar a otras personas de la comunidad, incluidos sus familiares.

El aislamiento se produce cuando una persona que tiene fiebre, tos u otros síntomas de COVID‑19 se queda en casa y no va al trabajo, a la escuela o a lugares públicos. Lo puede hacer voluntariamente o por recomendación de su dispensador de atención de salud. Sin embargo, si vive en una zona con paludismo (malaria) o dengue, es importante que no ignore la fiebre. Busque ayuda médica. Cuando acuda al centro de salud use una mascarilla si es posible, manténgase al menos a un metro de distancia de las demás personas y no toque las superficies con las manos. En caso de que el enfermo sea un niño, ayúdelo a seguir este consejo.

Si no vive en una zona con paludismo (malaria) o dengue, por favor haga lo siguiente:

Si una persona se encuentra en aislamiento, es porque está enferma pero no gravemente enferma (en cuyo caso requeriría atención médica)

Ocupe una habitación individual amplia y bien ventilada con retrete y lavabo.

Si esto no es posible, coloque las camas al menos a un metro de distancia.

Manténgase al menos a un metro de distancia de los demás, incluso de los miembros de su familia.

Controle sus síntomas diariamente.

Aíslese durante 14 días, incluso si se siente bien.

Si tiene dificultades para respirar, póngase en contacto inmediatamente con su dispensador de atención de salud. Llame por teléfono primero si es posible.

Permanezca positivo y con energía manteniendo el contacto con sus seres queridos por teléfono o internet y haciendo ejercicio en casa.

¿Qué debo hacer si no tengo síntomas pero creo que he estado expuesto a la COVID‑19? ¿qué significa ponerse en cuarentena?

Ponerse en cuarentena significa separarse de los demás porque ha estado expuesto a alguien con COVID‑19 aunque usted mismo no tenga síntomas. Durante la cuarentena, debe vigilar su estado para detectar síntomas. El objetivo de la cuarentena es prevenir la transmisión. Dado que las personas que enferman de COVID‑19 pueden infectar a otros inmediatamente, la cuarentena puede evitar que se produzcan algunas infecciones.

En este caso:

Ocupe una habitación individual amplia y bien ventilada con retrete y lavabo.

Si esto no es posible, coloque las camas al menos a un metro de distancia.

Manténgase al menos a un metro de distancia de los demás, incluso de los miembros de su familia.

Controle sus síntomas diariamente.

Permanezca en cuarentena durante 14 días, incluso si se siente bien.

Si tiene dificultades para respirar, póngase en contacto inmediatamente con su dispensador de atención de salud. Llame por teléfono primero si es posible.

Permanezca positivo y con energía manteniendo el contacto con sus seres queridos por teléfono o internet y haciendo ejercicio en casa.

Sin embargo, si vive en una zona con paludismo (malaria) o dengue, es importante que no ignore la fiebre. Busque ayuda médica. Cuando acuda al centro de salud use una mascarilla si es posible, manténgase al menos a un metro de distancia de las demás personas y no toque las superficies con las manos. En caso de que el enfermo sea un niño, ayúdelo a seguir este consejo.

¿Cuál es la diferencia entre aislamiento, cuarentena y distanciamiento?

La cuarentena significa restringir las actividades o separar a las personas que no están enfermas pero que pueden haber estado expuestas a la COVID‑19. El objetivo es prevenir la propagación de la enfermedad en el momento en que las personas empiezan a presentar síntomas.

El aislamiento significa separar a las personas que están enfermas con síntomas de COVID‑19 y pueden ser contagiosas para prevenir la propagación de la enfermedad.

El distanciamiento físico significa estar físicamente separado. La OMS recomienda mantener una distancia de al menos un metro con los demás. Es una medida general que todas las personas deberían adoptar incluso si se encuentran bien y no han tenido una exposición conocida a la COVID‑19.

¿Pueden los niños o los adolescentes contraer la COVID‑19?

Las investigaciones indican que los niños y los adolescentes tienen las mismas probabilidades de infectarse que cualquier otro grupo de edad y pueden propagar la enfermedad.

Las pruebas hasta la fecha sugieren que los niños y los adultos jóvenes tienen menos probabilidades de desarrollar una enfermedad grave, pero con todo se pueden dar casos graves en estos grupos de edad.

Los niños y los adultos deben seguir las mismas pautas de cuarentena y aislamiento si existe el riesgo de que hayan estado expuestos o si presentan síntomas. Es particularmente importante que los niños eviten el contacto con personas mayores y con otras personas que corran el riesgo de contraer una enfermedad más grave.

¿Qué puedo hacer para protegerme y prevenir la propagación de la enfermedad?

Manténgase al día de la información más reciente sobre el brote de COVID‑19, a la que puede acceder en el sitio web de la OMS y a través de las autoridades de salud pública a nivel nacional y local. Se han registrado casos en la mayoría de los países del mundo, y en muchos de ellos se han producido brotes. Las autoridades de algunos países han conseguido ralentizar el avance de los brotes, pero la situación es impredecible y es necesario comprobar con regularidad las noticias más recientes.

Hay varias precauciones que se pueden adoptar para reducir la probabilidad de contraer o propagar la COVID‑19:

Lávese las manos a fondo y con frecuencia usando un desinfectante a base de alcohol o con agua y jabón.

¿Por qué? Lavarse las manos con agua y jabón o con un desinfectante a base de alcohol mata los virus que pueda haber en sus manos.

Mantenga una distancia mínima de un metro entre usted y los demás.

¿Por qué? Cuando alguien tose, estornuda o habla despide por la nariz o la boca unas gotículas de líquido que pueden contener el virus. Si la persona que tose, estornuda o habla tiene la enfermedad y usted está demasiado cerca de ella, puede respirar las gotículas y con ellas el virus de la COVID‑19.

Evite ir a lugares concurridos

¿Por qué? Cuando hay aglomeraciones, hay más probabilidades de que entre en contacto estrecho con alguien que tenga COVID‑19 y es más difícil mantener una distancia física de un metro.

Evite tocarse los ojos, la nariz y la boca

¿Por qué? Las manos tocan muchas superficies y pueden recoger virus. Una vez contaminadas, las manos pueden transferir el virus a los ojos, la nariz o la boca. Desde allí, el virus puede entrar en su cuerpo y causarle la enfermedad.

Tanto usted como las personas que lo rodean deben asegurarse de mantener una buena higiene respiratoria. Eso significa cubrirse la boca y la nariz con el codo flexionado o con un pañuelo al toser o estornudar. Deseche de inmediato el pañuelo usado y lávese las manos.

¿Por qué? Los virus se propagan a través de las gotículas. Al mantener una buena higiene respiratoria protege a las personas que lo rodean de virus como los del resfriado, la gripe y la COVID‑19.

Permanezca en casa y aíslese incluso si presenta síntomas leves como tos, dolor de cabeza y fiebre ligera hasta que se recupere. Pida a alguien que le traiga las provisiones. Si tiene que salir de casa, póngase una mascarilla para no infectar a otras personas.

¿Por qué? Evitar el contacto con otras personas las protegerá de posibles infecciones por el virus de la COVID‑19 u otros.

Si tiene fiebre, tos y dificultad para respirar, busque atención médica, pero en la medida de lo posible llame por teléfono con antelación y siga las indicaciones de la autoridad sanitaria local.

¿Por qué? Las autoridades nacionales y locales dispondrán de la información más actualizada sobre la situación en su zona. Llamar con antelación permitirá que su dispensador de atención de salud le dirija rápidamente hacia el centro de salud adecuado. Esto también lo protegerá a usted y ayudará a prevenir la propagación de virus y otras infecciones.

Manténgase informado sobre las últimas novedades a partir de fuentes fiables, como la OMS o las autoridades sanitarias locales y nacionales.

¿Por qué? Las autoridades locales y nacionales son los interlocutores más indicados para dar consejos sobre lo que deben hacer las personas de su zona para protegerse.

¿Existe alguna vacuna, medicamento o tratamiento contra la COVID‑19?

Aunque algunas soluciones de la medicina occidental o tradicional o remedios caseros pueden resultar reconfortantes y aliviar los síntomas leves de la COVID-19, hasta ahora ningún medicamento ha demostrado prevenir o curar esta enfermedad. La OMS no recomienda automedicarse con ningún fármaco, incluidos los antibióticos, para prevenir o curar la COVID-19. Sin embargo, hay varios ensayos clínicos en marcha, tanto de medicamentos occidentales como tradicionales. La OMS está coordinando la labor de desarrollo de vacunas y medicamentos para prevenir y tratar la COVID-19 y seguirá proporcionando información actualizada a medida que se disponga de los resultados de las investigaciones.

Las formas más eficaces de protegerse a uno mismo y a los demás frente a la COVID‑19 son:

Lavarse las manos a fondo y con frecuencia.

Evitar tocarse los ojos, la boca y la nariz.

Cubrirse la boca con el codo flexionado o con un pañuelo. Si se utiliza un pañuelo, hay que desecharlo inmediatamente después de su uso y lavarse las manos.

Mantener una distancia de al menos un metro con las demás personas.

¿Recomienda la OMS el uso de mascarillas médicas para prevenir la propagación de la COVID‑19?

Actualmente no hay suficientes pruebas a favor o en contra del uso de mascarillas (médicas o de otro tipo) por personas sanas de la comunidad en general. Sin embargo, la OMS está estudiando activamente los datos científicos acerca del uso de mascarillas, los cuales evolucionan rápidamente, y actualiza continuamente sus orientaciones al respecto.

El uso de mascarillas médicas está recomendado principalmente en entornos sanitarios, pero puede considerarse en otras circunstancias (véase más adelante). Las mascarillas médicas deben combinarse con otras medidas clave de prevención y control de las infecciones, como la higiene de las manos y el distanciamiento físico.

Trabajadores sanitarios

¿Por qué? Las mascarillas médicas y respiradores del tipo N95, FFP2 o equivalentes se recomiendan y deben reservarse para los trabajadores sanitarios que están atendiendo a pacientes. El contacto cercano con personas con infección probable o confirmada por el virus de la COVID‑19 y su entorno es la principal vía de transmisión, lo que significa que los trabajadores sanitarios son los más expuestos.

Las personas enfermas y que presentan síntomas de COVID‑19

¿Por qué? Cualquier persona que esté enferma y presente síntomas leves, como dolores musculares, tos leve, dolor de garganta o cansancio, debe aislarse en su casa y usar una mascarilla médica de conformidad con la recomendación de la OMS sobre el cuidado en el hogar de los pacientes con posible infección por el virus de la COVID‑19. Al toser, estornudar o hablar se pueden generar gotículas que causan la propagación de la infección. Estas gotículas pueden llegar a la cara de otras personas cercanas y caer en el entorno circundante. El hecho de que una persona infectada que tose, estornuda o habla lleve una mascarilla médica puede ayudar a proteger de la infección a quienes están cerca.

Si una persona enferma necesita ir a un centro de salud, debe llevar una máscara médica.

Toda persona que cuide en casa a un enfermo de COVID‑19

¿Por qué? Quienes cuidan de enfermos de COVID‑19 deben usar una mascarilla médica para protegerse. Una vez más, el contacto cercano, frecuente y prolongado con alguien con COVID‑19 pone a los cuidadores en una situación de alto riesgo.

Los responsables de la toma de decisiones a nivel nacional también pueden optar por recomendar el uso de mascarillas médicas por ciertas personas adoptando un enfoque basado en los riesgos. Este enfoque toma en consideración el propósito de la mascarilla, el riesgo de exposición y la vulnerabilidad del portador de la mascarilla, el entorno, la viabilidad de su uso y los tipos de mascarillas.

Cómo utilizar adecuadamente una mascarilla médica

Si opta por llevar una mascarilla, tenga en cuenta lo siguiente:

Antes de tocar la mascarilla, lávese las manos con un desinfectante a base de alcohol o con agua y jabón

Inspeccione la mascarilla para ver si tiene rasgaduras o agujeros

Oriente hacia arriba la parte superior (donde se encuentra la tira de metal)

Asegúrese de orientar hacia afuera el lado correcto de la mascarilla (el lado con color)

Colóquese la mascarilla sobre la cara. Pellizque la tira de metal o el borde rígido de la mascarilla para que se amolde a la forma de su nariz

Tire hacia abajo de la parte inferior de la mascarilla para que le cubra la boca y la barbilla

No toque la mascarilla mientras la lleve a efectos de protección

Después de usar la mascarilla, quítesela con las manos limpias; retire las cintas elásticas de detrás de las orejas manteniendo la mascarilla alejada de la cara y la ropa, para no tocar las superficies potencialmente contaminadas de la mascarilla.

Deseche la mascarilla en un contenedor cerrado inmediatamente después de su uso. No reutilice la mascarilla.

Practique la higiene de las manos después de tocar o desechar la mascarilla. Use un desinfectante a base de alcohol o, si están visiblemente sucias, láveselas con agua y jabón.

Tenga en cuenta que hay una escasez mundial de mascarillas médicas (tanto de mascarillas quirúrgicas como de mascarillas N95), por lo que estas deberían reservarse en la medida de lo posible para los trabajadores sanitarios.

Recuerde que las mascarillas no sustituyen otras formas más eficaces de protegerse a sí mismo y a los demás contra la COVID‑19, como lavarse las manos con frecuencia, cubrirse la boca con el codo flexionado o con un pañuelo y mantener una distancia de al menos un metro con los demás. Consulte las medidas de protección básicas contra el nuevo coronavirus para obtener más información.

Siga los consejos de la autoridad sanitaria nacional sobre el uso de mascarillas.

¿Cuánto tiempo transcurre entre la exposición a la COVID‑19 y el desarrollo de síntomas?

El tiempo que transcurre entre la exposición a la COVID‑19 y el momento en que comienzan los síntomas suele ser de alrededor de cinco o seis días, pero puede variar entre 1 y 14 días.

¿Qué relación hay entre la COVID-19 y los animales?

La COVID‑19 se propaga por transmisión entre seres humanos.

Conocemos bastantes datos sobre otros virus de la familia de los coronavirus, y la mayoría de estos tipos de virus tienen su origen en animales. El virus de la COVID‑19 (también llamado SARS-CoV-2) es un nuevo virus en los humanos. La posible fuente animal de la COVID‑19 aún no ha sido confirmada, pero se está investigando.

La OMS sigue monitoreando las últimas investigaciones sobre este y otros temas relacionados con la COVID‑19 y proporcionará información actualizada a medida que se disponga de nuevos datos.

¿Puede un animal doméstico u otro animal contagiarme la COVID-19?

Varios perros y felinos (gatos domésticos y tigres) han dado positivo en las pruebas de detección de la COVID-19 después de haber estado en contacto con humanos infectados. Además, parece ser que los hurones son susceptibles a la infección. En condiciones experimentales, tanto los gatos como los hurones pueden transmitir la infección a otros animales de la misma especie. Sin embargo, no existen datos probatorios de que estos animales puedan transmitir la enfermedad al ser humano y propagar la COVID-19. La COVID-19 se propaga principalmente a través de las gotículas que despide una persona infectada al toser, estornudar o hablar.

También se ha detectado el virus en visones criados en granjas que probablemente habían sido infectados por trabajadores. En algunos casos, los visones infectados por seres humanos han transmitido el virus a otras personas. Son los primeros casos notificados de transmisión del animal al ser humano.

Se sigue recomendando que las personas enfermas de COVID-19 y las personas de riesgo limiten el contacto con animales de compañía y otros animales. En el manejo y cuidado de los animales, siempre se deben tomar medidas básicas de higiene, a saber: lavarse las manos después de manipular animales, su comida o sus artículos, así como evitar besarlos, dejar que nos laman o compartir comida.

El sitio web de la OIE proporciona más recomendaciones al respecto: https://www.oie.int/es/nuestra-experiencia-cientifica/informaciones-especificas-y-recomendaciones/preguntas-y-respuestas-del-nuevo-coronavirus-2019/

La OMS seguirá haciendo un seguimiento de los últimos estudios sobre este tema y otros temas relacionado con la COVID-19 y actualizará la información a medida que disponga de nuevas conclusiones.

¿Cuánto tiempo sobrevive el virus en las superficies?

Lo más importante que hay que saber sobre el contacto del coronavirus con superficies es que estas se pueden limpiar fácilmente con desinfectantes domésticos comunes que matarán el virus. Diversos estudios han demostrado que el virus de la COVID‑19 puede sobrevivir hasta 72 horas en superficies de plástico y acero inoxidable, menos de 4 horas en superficies de cobre y menos de 24 horas en superficies de cartón.

Como siempre, lávese las manos con un desinfectante a base de alcohol o con agua y jabón. Evite tocarse los ojos, la boca o la nariz.

¿Cómo puedo comprar con seguridad en las tiendas de comestibles?

En las tiendas de comestibles, mantenga al menos un metro de distancia con los demás y no se toque los ojos, la nariz o la boca. Si es posible, desinfecte los mangos y barras de los carritos o cestas antes de comprar. Cuando regrese a casa, lávese las manos a fondo al llegar y también después de coger y almacenar los productos que ha comprado. Actualmente no hay ningún caso confirmado de contagio de la COVID‑19 a través de los alimentos o de sus envases.

¿Cómo debo lavar las frutas y las hortalizas?

Las frutas y las hortalizas son esenciales para llevar una dieta saludable. Lávelas como lo haría en cualquier circunstancia. Antes de tocarlas, lávese las manos con agua y jabón. Después, lave las frutas y las hortalizas a fondo con agua potable, sobre todo si las come crudas.

¿Son eficaces los antibióticos para prevenir o tratar la COVID‑19?

No. Los antibióticos no son eficaces contra los virus, solo contra las infecciones bacterianas. La COVID‑19 está causada por un virus, de modo que los antibióticos no sirven frente a ella. No se deben usar antibióticos como medio de prevención o tratamiento de la COVID‑19. En los hospitales, los médicos a veces utilizan antibióticos para prevenir o tratar infecciones bacterianas secundarias que pueden ser una complicación de la COVID‑19 en pacientes gravemente enfermos. Solo deben usarse para tratar una infección bacteriana siguiendo las indicaciones de un médico.

¿Puedo contagiarme de COVID‑19 por contacto con las heces de una persona que padezca la enfermedad?

Aunque las investigaciones iniciales apuntan a que el virus puede estar presente en algunos casos en las heces, hasta la fecha no se ha notificado ningún caso de transmisión por vía fecal-oral del virus de la COVID‑19. Además, hasta la fecha no hay pruebas de que el virus de la COVID‑19 sobreviva en el agua, incluidas las aguas residuales.

La OMS está estudiando las investigaciones en curso sobre las formas de propagación de la COVID‑19 y seguirá informando de las novedades acerca de esta cuestión.

Enlaces con información

Sitio web sobre la COVID-19: https://www.who.int/es/emergencies/diseases/novel-coronavirus-2019

EPI-WIN: Red de Información de la OMS sobre Epidemias: https://www.who.int/epi-win

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *